MIRA LO QUE OCURRE AL CUERPO SI COMES “”AJO”” TODOS LOS DÍAS

Comer ajo en ayunas puede ayudar a fortalecer y sanarte a ti mismo. El ajo está repleto de nutrientes como fibra, vitaminas C y B6, potasio y calcio. No todo el mundo piensa que comiendo ajo en ayunas es beneficioso.

A menudo puede escuchar gente decir que es sólo su abuela y sus amigas que piensan que este remedio casero es realmente beneficioso. Sin embargo, es realmente muy eficaz en la prevención y tratamiento de muchas enfermedades.

Los científicos han realizado muchos estudios y los resultados mostraron que cuando se consume ajo antes de comer o beber algo aumentará su energía, lo que es un antibiótico natural muy fuerte. ¿Por qué es más eficaz cuando come antes del desayuno? Las bacterias están sobre expuestas, por lo que no puede defenderse contra su poder.

El ajo es rico en propiedades antioxidantes y ayuda a la eliminación de los radicales libres. Éstos son algunos de los muchos beneficios de salud de ajo:.

Alivia el estrés oxidativo
• Protege contra los radicales libres
• Reduce la presión arterial
• Reduce los niveles de colesterol
• Previene la ateroesclerosis
• Estabiliza el azúcar en la sangre
• Mejora la impotencia
• Previene las infecciones
• Ayuda a nuestro cuerpo a absorber minerales
• Limpia y reduce la acumulación de grasa en el hígado
• Protege contra la artrosis
• Estimula el sistema inmunitario
• Ayuda a los nervios
• Reduce los síntomas de resfriado y la gripe

Estos son algunos de los beneficios que aporta el ajo para tu salud, cuerpo y mente. Consumir ajo crudo en ayunas es importante porque es el período cuando las bacterias están sobre expuestas y sin poder defenderse.

Sin embargo, comer ajo crudo se considera una tarea difícil para muchas personas. Por lo tanto, aquí está una receta de ajo asado al horno.

Receta de ajo asado en horno

Precalentar el horno a 400 grados. A continuación, quitar la piel externa de un diente de ajo. Corte la parte superior del diente. Tome un pedazo de papel aluminio y póngalo en horizontal, coloque un trozo igual directamente encima de la lámina y por último coloque el ajo en el papel.

Poner aceite de oliva sobre los dientes de ajo y envuélvalos cuidadosamente y bien. Poner los dientes de ajo en una bandeja en el horno y asar durante 1 hora.

Entonces, retire y saque el ajo. Dejar enfriar y apretar suavemente los dientes de ajo. Debe utilizarlos inmediatamente o almacenar en un recipiente durante unos días en el refrigerador.

Para recibir más recetas, tips de belleza y videos de salud suscríbase a nuestro canal

loading...

Comments

comments

Leave a Reply